domingo, 30 de mayo de 2010

Radiografía del barro


Acuarela de mi vida: Hay otro agujero mas en el chaperío desordenado que di en llamar "techo". Afuera, el barro, las pulgas, la zona donde vivo.
Autos que nunca ví en el barrio detenidos en el baldío, cagando las bolsas de basura que el servicio de recolección no se lleva. Autos lindos, brillantes, que hacen lo suyo y se van.
Detrás de su partida y ajenos a toda forma de dignidad mis vecinos se acercan a hurgar entre los nuevos tesoros.
Necesito anestesia. No puedo ver a mi familia condenada a mi pobreza.
¡Andá a laburar, vago! me gritó la última vieja que puse. No puedo negar que fué valiente. Estuve a punto de darme vuelta para sacudirle, porque me enojó que me subestime. Yo entiendo mejor que nadie la mecánica del mundo.
Me dió bronca que se sienta una víctima al regresar a su casita limpia, calentita y seca. Con piso, plantitas y lavarropas automático.
Quizás se sienta sucia. Bastará con abrir una canilla y el termotanque hará el resto.
Una vez bañada, se secará con toallas limpias, quizás blancas. Descolgará el tubo del teléfono y les contará a sus queridos lo que le hice.
Víctima. Me prejuzgará y me juzgará. Se preguntará por qué existo, por qué mis padres no usaron forro, por qué no trabajo limpiando sus mierdas, por qué me drogo, por qué robo...¿Por qué antes no pasaba?
Verá llegar a su nieto, bajando de un taxi, tan drogado como yo. Le acariciará la cabeza tiernamente y pensará "tan diferentes" y yo pensaré "tan iguales". Una moneda con dos caras y sin ceca.
Luego encenderá un televisor donde te informan que tu grado de estupidez depende de que lado de la bala estés. Y que nadie puede considerarse exitoso en la vida si no usa Fritolín en sus comidas.


Gustavo Altabas

viernes, 23 de abril de 2010

Poesía Instantánea (Agregás agua, revolvés y listo!!!!)


Carolina, herida de muerte
asoma reflejada en mis ojos.
Junta los dados y se los guarda en el bolsillo.
Es la señal para buscar las camperas
y volver a pisar el felpudo.

Quiere estar sola.

El trencito de sombras parte, en silencio
al bar a tomar sus infiernos.
Ella muerde el labio y mata germenes
con buches de Smuggler.
(Con la luz apagada o prendida
la oscuridad es la misma).

Luego, con trocitos de su corazón
escribe TE AMO en el granito de la mesada.
Apaga la luz, tiene sueño y quiere morir.


Gustavo Altabas

miércoles, 21 de abril de 2010

Faros en el Desierto

Francisco Salamone fue un arquitecto italo-argentino, que vivió y trabajó en Argentina; construyó en apenas cuatro años, entre 1936 y 1940, más de 60 edificios en 25 municipios de la Provincia de Buenos Aires.
Su trabajo se caracteriza por tres tipos de construcciones: municipalidades, portales de cementerios y mataderos, aunque también realizó plazas, pórticos, mobiliario urbano y de interior a los palacios municipales, como así también veredas y luminarias para mantener un estilo coherente.
Este video es un pequeño homenaje...hecho humildemente con una edición de foto y música por el autor de este blog...Se agradece la atención. video

Fracaso


He dibujado, he leído, he escrito.
He construído y he destruído.
He diseñado, he instalado y he enseñado.
He aprendido, he acertado y he errado.
He sido de todo y no he sido nada.

Sin embargo, he trazado un camino...
y no me he apartado de el.

Me han puesto en deseos ajenos y ,
como corresponde en estos casos, he defraudado.
He fracasado, según la mayoría,
pero he aprendido a no proyectar mis deseos en los demás.

He desconcertadoa muchos malgastando
mi humilde inteligencia.
No me han podido encasillar, he seguido el camino
menos esperado.
He elegido lo que no hay que elegir.

Fracasé, para muchos, en lo material.
No se han tomado el trabajo (o no vale la pena)
de saber si fracasé en lo espiritual.

He de caminar por "el caminito al costado del mundo"
como dice Chizzo.

He dejado cosas que me pesaban para cargar cosas
que me pesan aún mas.
He descartado la fé.
He abrazado al dolor.
He descansado en regazos que no creo merecer.
He vivido la vida que no he venido a vivir.

He fracasado... si eso los hace sentir bien.



Gustavo Altabas

sábado, 13 de febrero de 2010

Paradojas y contradicciones



Los puentes rotos.
Un ahorcado sentado.
Los ojos ciegos bien abiertos.
La libertad del cancerbero.
La conciencia del verdugo.
La culpa de los mártires.
La ternura del genocida.
La razón como premio de kermesse.
El pinchazo de la anestesia.
El dulce dolor.
La sonrisa de la muerte...
y ella, que no es ella.

Gustavo Altabás

miércoles, 3 de febrero de 2010

La tranquera, Horacio....


Amigo, no pongas distancia
No podés, yo a veces vuelo.
Te hacés el inalcanzable
pero acá todos sabemos que el cielo
está acá a la vuelta.

A donde vas?
No me hagás reír....escapás?
Vos?

Detenete un poco y charlemos:
Dejaste unos cachivaches que hay que restaurar.
También hay que hacerlo con nuestras almas,
pero para eso hay tiempo, no se oxidan.

A veces te veo, si... sos muy grandote.
Deberías esperar que las cañas crezcan
para esconderte.
Si, te veo, Horacio. Cuando salgo a fumar.

A veces también escucho el traqueteo de la Demm.
No deberías probarla después de una lluvia,
el pasto está hermoso y lo hacés pedazos.
Y si lo vas a hacer, ahora que podés,
detené el aguacero hasta que termines.
Otra cosa. Cerrá la tranquera cuando te vayas.
Los perros se escapan y garronean a los vecinos
(sé que nunca te llevaste bien con ellos).

Ahora si, no te jodo más.
Andá....te dejo ir.
Total...algún día te alcanzo con el Citro.

La tranquera, Horacio!! La puta madre.....
Dejá, la cierro yo.

Papulo


P.D. Mandale saludos al Carpo.
Preguntale si se acuerda cuando le presté unos mangos
para el remis de la puta.